Reiki para perros ¿Qué es y cómo funciona?

tratamiento de reiki a distancia para perros
Share on facebook
Share on twitter
Share on pinterest
Share on whatsapp
Share on telegram

Pregunta: 

¿Qué es el reiki? 

Respuesta: 

El reiki es definido como: “Una terapia en la cual los practicantes buscan transmitir una energía universal a otra persona, ya sea desde la distancia o colocando sus manos cerca o en la persona o mascota.” El reiki es una energía sanadora. 

¿Por qué y cómo funciona? Cuando tratamos con perros (y otros animales, así como personas) a través de un tratamiento de reiki a distancia, esto sería como enviar ondas de radio (o señales). La curación a distancia es un proceso que usa la energía (energía universal) para sanar a otros seres vivos remotamente. 

Los actos de sanación son como un conducto para el flujo de la energía y es posible transmitir esta energía desde cualquier distancia. Es por esto por lo que podemos enviar reiki a cualquier parte del mundo. 

Cuando tu o tu perro no os sentís bien, ya sea emocional, física, o mentalmente (o las tres), nuestra energía de fuerza de vida es drenada y corre a un nivel bajo. Es como quedarse vacío en tu taque de gas. Te encuentras más lento y no funcionas a tu potencial óptimo.

Así que el reiki es como arrancar un coche. Cuando la batería del coche no puede aportar la suficiente energía para arrancar al coche, hacemos un puente a otra batería para añadir más energía. El reiki es un medio para añadir más energía a nuestra batería de “fuerza de vida” para ayudarnos en nuestro proceso de curación. 

Este proceso no agota al practicante o terapeuta, ya que este está entrenado para canalizar la energía de un entorno exterior, y no de su propia “batería” personal. Practicado de esta manera, la energía disponible es virtualmente infinita. La cantidad de energía transferida dependerá de la habilidad del cliente para usarla y la voluntad de recibirla. Cuando no se puede usar más energía, la transferencia de esta cesa. 

¿Y cómo funciona el reiki para perros? Si tu perro siente dolor, ansiedad, displasia de cadera, u otro dolor articular, el reiki puede ayudarle. Si tu perro ladra demasiado, o escarba en el jardín, el reiki también puede ayudar con estos problemas de comportamiento. 

Con el reiki a distancia, tu perro no será molestado mientras está en casa o donde sea que se sienta cómodo. Los perros normalmente se quedan dormidos con esta terapia. Es como cuando recibimos un masaje muy bueno y nos dejamos llevar. Tu perro dormirá mientras la energía fluye a donde necesita ir. Si se trata de una curación física, el reiki irá a la lesión. Si se trata de curación mental, el reiki sanará la dolencia. 

¿Has probado el reiki u otro método alternativo con tu perro? ¿Cómo fue el proceso? ¡Cuéntanos tu experiencia en los comentarios!

Share on facebook
Share on twitter
Share on pinterest
Share on whatsapp
Share on telegram

También te puede interesar

Deja un comentario