¿Pueden los perros comer cerezas?

son las cerezas buenas para los perros
Share on facebook
Share on twitter
Share on pinterest
Share on whatsapp
Share on telegram

¿Pueden los perros comer cerezas? La respuesta corta es no, los perros no deberían comer cerezas, aunque tu perro podría haberse comido una cereza o dos en el pasado y haberse sentido bien después de todo.

Muchas frutas son saludables y seguras para los perros, pero aunque las cerezas contienen algunos nutrientes beneficiosos, estas pueden hacer mucho más mal que bien y normalmente no merece la pena correr el riesgo. Hay muchas comidas humanas que son buenas para los perros y ser mejores elecciones que las cerezas. 

Como siempre, debes preguntarle a tu veterinario o veterinaria antes de compartir cualquier comida humana con tu perro. A continuación, te contamos todo lo que debes saber cuando se trata de perros y cerezas. 

¿Por qué las cerezas son malas para los perros?

Las semillas, los tallos, y las hojas de las cerezas contienen cianuro, el cual es tóxico y puede causar envenenamiento en perro si se consume en grandes cantidades. 

Aunque la cantidad de cianuro en una o dos cerezas probablemente no es suficiente para causar un daño serio, no hay necesidad de correr ningún riesgo de envenenamiento cuando hay muchas otras alternativas a las cerezas que pueden aportar los mismos beneficios saludables a los perros. 

Las semillas de las cerezas también son un problema para los perros, ya que pueden causar obstrucción intestinal. Este es el problema más común que los perros tienen cuando comen cerezas, y es un problema serio que puede llevar al perro a tener graves complicaciones. 

Incluso si el perro no se come la semilla, el fruto de la cereza puede llevar al perro a tener molestias gastrointestinales. 

¿Pueden los perros comer cerezas sin hueso, o comidas con sabor a cereza?

moras para perros

Las cerezas que han sido deshuesadas y se les han quitado las ramas y las hojas podrían ser una mejor opción para los perros. Las cerezas tienen vitamina A y C, fibra, antioxidantes, melatonina, y otros nutrientes potencialmente beneficiosos. 

Dicho esto, hay muchas otras frutas y comidas disponibles que no vienen con el riesgo asociado a las cerezas, o no requieren que tengas que quitar las semillas. 

Las manzanas servidas sin el corazón o las semillas, por ejemplo, también tienen fibra y vitaminas. Los arándanos también contienen muchos antioxidantes. 

Estas frutas contienen azúcar y podrían crear malestar estomacal en algunos perros, estas frutas no son para todos los perros y no deberían ser dadas en grandes cantidades. Pero son opciones más seguras que las cerezas y pueden tener grandes beneficios saludables cuando se sirven apropiadamente a los perros. Debes consultar con tu veterinario o veterinaria antes de darle a tu perro estas comidas. 

Las comidas con sabor a cereza normalmente tienen un sabor artificial, químicos, y azúcar. Estas comidas no son buenas para los perros. Incluso las comidas que tienen el sabor de cerezas naturales y reales a menudo son bastante azucaradas. 

Lo mejor es darle a tu perro comidas reales que tengan ingredientes que sepas que son seguros para los perros. Puedes preguntarle a un nutricionista o a tu veterinario/a para obtener consejos más específicos sobre cuales comidas son seguras y saludables para tu perro. 

¿Qué debes hacer si tu perro comió cerezas?

Una o dos cerezas no deberían causarle demasiado daño a tu perro. Sin embargo, deberías estar atento o atenta a cualquier señal de envenenamiento por cianuro en tu perro. El riesgo de envenenamiento es más alto mientras más cerezas se coma tu perro. 

Los síntomas de envenenamiento por cianuro son los siguientes: 

  • Dificultad para respirar. 

  • Encías rojizas y brillantes. 

  • Pupilas dilatadas. 

  • En casos graves, los perros pueden entrar en shock. 

Los perros también podrían sufrir malestar estomacal o diarrea, incluso si no están envenenados. Si ves cualquiera de estos síntomas, contacta con tu veterinario o veterinaria en seguida. 

La mayor preocupación cuando tu perro solo comió una o dos cerezas es la potencial obstrucción gastrointestinal a causa de las semillas de la cereza. Los síntomas de un bloqueo gastrointestinal incluye estreñimiento, pérdida del apetito, y vómitos. 

Tu deberás observar estos síntomas durante al menos las primeras 24 horas después de que tu perro se haya comido las cerezas. Si localizas las señales de un bloqueo gastrointestinal, ve al veterinario/a lo antes posible. 

¿Qué tipo de frutas te gusta darle a tu perro en lugar de las cerezas? ¿Has compartido alguna vez un snack saludable con tu perro? ¡Cuéntanos tu experiencia en los comentarios!

Share on facebook
Share on twitter
Share on pinterest
Share on whatsapp
Share on telegram

También te puede interesar

Deja un comentario